La mexicana Ana Cristina Nárvaez (frente) compite en la prueba 3000 mt obstáculos femenino, en los XXIII Juegos Centroamericanos y del Caribe 2018 en Barranquilla.BARRANQUILLA. Con la última medalla del atletismo conquistada hoy por la mexicana Madai Pérez en el maratón de los XXIII Juegos Centroamericanos y del Caribe de Barranquilla, las mujeres confirmaron que fueron la gran fuerza del país campeón y las protagonistas de estas justas.

De los 5.339 deportistas inscritos, 2.325 fueron mujeres -cifra récord en la historia de los juegos- y 3.014 hombres.

De las 341 preseas obtenidas por México, 183 las ganaron mujeres, mientras los hombres lograron 136 y 22 resultaron de pruebas en equipos mixtos.

Incluso la multimedallista y reina de los juegos fue una mujer: la nadadora Liliana Ibáñez, de México, que se colgó 9 preseas.

Las mexicanas le dieron al campeón 68 oros, 65 platas y 50 bronces; por 51 doradas, 48 plateadas y 37 bronces que consiguieron los hombres.

En Cuba y Colombia las mujeres tampoco se quedaron atrás al ganar 98 y 117 preseas, respectivamente, pero los hombres de esos países sobresalieron al adjudicarse 133 y 144 medallas.

Sin embargo, algunas de sus deportistas brillaron con luz propia como la nadadora colombiana Isabella Arcila, quien ganó 8 medallas en total con 4 oros, tres platas y un bronce; y la gimnasta cubana Marcia Videaux, que se colgó 5 preseas, 3 doradas y dos plateadas.

En Puerto Rico también salió a flote la fuerza femenina.

De las 87 medallas conquistadas en estas justas 41 fueron obra de las mujeres y 38 de los hombres, mientras que 8 las obtuvieron en competencias mixtas.

La tenismesista boricua Adriana Díaz se adjudicó 4 oros en individual femenino, equipos femenino, doble femenino y dobles mixto.

Jamaica alcanzó un total de 27 preseas, 16 logradas por mujeres y 11 por los hombres.

La velocidad de las jamaicanas se notó en 8 de sus 12 metales dorados donde las mujeres destacaron en natación con Alia Atkinson en 50m y 100m braza y 50m mariposa; en el atletismo en el 4x100m relevos, con Ronda White en 400m vallas, con Tifanny James en 400m, con Shashalee Forbes en 200m y con Jonielle Smith en 100m.

Algo similar ocurrió con Bahamas, pues 6 de sus 7 medallas las ganaron mujeres, y tres de oro fueron de la nadadora Joanna Evans en 200m, 400m y 800m estilo libre.

En Panamá, entre tanto, de las 13 acumuladas, 6 las conquistaron hombres y 7 las mujeres, incluidas dos oros en judo con Kristine Jiménez y Miryam Roper.

De las 18 preseas que logró El Salvador, 8 se las adjudicaron las mujeres, 7 los hombres y 3 en competencias mixtas.

Por Aruba subieron a lo más alto del podio 6 mujeres de los 9 deportistas que celebraron.

En Barbados, 3 mujeres alzaron los brazos, por 2 triunfos de los hombres y 1 en equipo mixto.

La única medalla de Santa Lucía, un oro, se la dio la atleta Levern Spence en salto alto; la única de Haití, una de plata, se la otorgó Vanessa Clerveaux en 100 metros vallas.

El único bronce y la única medalla de Guadalupe la ganó Mathilde Jean en la prueba de natación de los 50 metros espalda.

Guyana obtuvo un bronce en el dobles femenino del squash, su única medalla de estas justas.

Islas Caimán también ganó dos bronces en el dobles femenino del squash y por equipos femenino y uno en dobles mixtos de este deporte.

Dejar respuesta