San Pedro de Macorís.-La construcción del puerto, que sirva para cargas, pasajeros y desembarcar turistas; el remozamiento del casco histórico, el levantamiento del sector productivo, como la zona franca; y la solución del drenaje pluvial, son hasta el momento las necesidades más perentorias de San Pedro de Macorís, según entiende su Consejo Provincial de Desarrollo.

El casco urbano posee una inmensidad de obras y proyectos que, además de ser parte de la historia, tienen una belleza muy singular que otras provincias no tienen, alegan sus directivos.

“Nosotros se lo planteamos al presidente (Danilo Medina), que ese puerto serviría no solo para carga, sino que puede recibir cruceros, e incluso desembarcar los turistas en el mismo casco urbano”, refirió el senador José Hazim Frappier, quien recordó que la organización fue creada en el 2016 y desde entonces trabaja de manera coordinada.

Sobre el casco histórico, dijo que ya el proceso inició con la reconstrucción del mercado y el adoquinamiento y pintura de las calles.

“Además proponemos llenar ese casco histórico de museos, como el de la caña, el de los peloteros, de los poetas, del ron, porque allí nacieron varias de las marcas de ron del país”, precisó el senador, quien agregó que además pretenden llenarlo de bares, restaurantes y tiendas turísticas de regalos.

Crear empleos
La falta de empleos es el principal problema que enfrenta la juventud de la provincia, asegura el consejo.

Y es que ese segmento de la población, en vez de quedarse, se va a lugares como Bávaro, Boca Chica o La Romana, en busca de un trabajo, explica Frappier

“Nosotros hemos pensado que lo importante es crear nuevas fuentes de empleos para que nuestra gente no se tenga que ir, y que encendamos los motores del desarrollo”, indicó.

Consideró que todas esas diligencias deben estar coordinadas con el sector privado y por eso han estado haciendo esfuerzos para que inversionistas extranjeros se interesen en llegar al lugar.

Tanto Juana Vicente como Lila Alburquerque refirieron que empresarios chinos y norteamericanos están interesados en invertir en el muelle. Para tales fines, agregaron, el gobierno dominicano ya contrató a una empresa española que está haciendo un estudio de factibilidad. Esa empresa es la misma que tiene a su cargo la construcción del puerto de Manzanillo, en la provincia Montecristi.

Hazim refirió que desde hace seis meses, junto a un grupo de inversionistas norteamericanos, están trabajando para hacer también una millonaria inversión en la construcción de una terminal de gas natural en ese lugar.

Refirió que recientemente viajó con ese propósito a Houston, Texas.

Mientras, el gobernador Mota aseguró que su provincia es una de las que mayores oportunidades ofrece para la inversión

Recordó que San Pedro ha pasado por diferentes etapas de desarrollo, como el auge de la industria azucarera, con siete ingenios trabajando, y una zona franca, las más grande del país, que generaba 60,000 empleos.

Recordó además que Juan Dolio fue el primer foco del turismo del país y hoy es solo inmobiliario.

Dejar respuesta